Jornada de reflexión

Tras leer el post de Maya sobre los extraordinariamente beneficiosos efectos de un día de compras decidí pasar mi jornada de reflexión de la mejor forma posible: aclarando ideas entre montones de ropa de temporada.

Tras lograr persuadir a mi madre nos plantamos en El Corte Inglés, centro neurálgico de las compras de ropa granadinas (al menos en mi caso). Empezamos por Thomas Burberry y acabamos por Naf Naf. Una completa visual.

Burberry ha perdido bastante ésta temporada en sus diseños de cintura para abajo, lo cual no es grave, pues siempre se puede suplir en Territorio Vaquero. Hilfiger y Ralf Lauren se mantienen en su línea de siempre. Y Morgan sigue siendo la mejor elección para salir de fiesta. Abundan los estampados y las camisetas largas, aunque, ninguno de los modelos que me enseñaron me entraron por el ojo, ¡que le vamos a hacer!

La moda masculina, como siempre, me parece el punto fuerte de las marcas. Lacoste apuesta por una línea más deportiva. Y es de las colecciones más completas junto con la de Burberry. ¿Que porqué mis conocimientos de moda masculina? Simple, mi hernamo odia las compras (como casi cualquier hombre, al menos en mi entorno) así que hemos optado por montarle un armario poco a poco como “a escondidas” para que vaya decentemente a la facultad.

Para terminar estuve renovando piezas pijamíticas y similares. Aunque en ésos temas no voy a ahondar demasiado :mrgreen: Como mi colección de bolsos la renové al principio de la temporada, pues opté por la compra rápida de dos pares de pendientes.

Y creo que ahí acaba todo. Me compré una bolsa de patatas y dos euros de pipas (que eso, al peso, son bastantes) y me recuperé frente a la pantalla de la televisión de la agotadora actividad de ir de tiendas.

Eso sí, mi voto ha sido inmejorablemente reflexionado durante toda la jornada. Y queda demostrado, que ir de compras es el mejor remedio para las afecciones modernas. Mi estrés pre-examenes se disipó casi completamente.

Anuncios
Publicado en Otros. 10 Comments »